Héroes di Palo, el Libro

Buenas.

Por falta de tiempo y cosas, esta semana no hay entrada. Especialmente porque tampoco estaré en casa en toda la semana así que no podré hacer nada (de hecho, estoy escribiendo esto en el ordenador de mi padre que va a pedales).

Sin embargo, quería aprovechar este vacío blogueril comunicando que el libro en el que llevo demasiado tiempo trabajando, está ya totalmente casi terminado, y me refiero a la última revisión.

El siguiente paso es encasquetárselo a varias personas para que hagan de lectores beta y me digan cosas.

Ya tengo unas pocas, pero si alguien más está interesada en hacer de lector beta, que me lo haga saber por mail mundobizarresco@gmail.com y nos ponemos en contacto.

Sólo pido seriedad; quien se comprometa, que lo lleve hasta el final, que no me tenga esperando cinco años o que luego me diga “no puedo porque no tengo tiempo”.

A quien pueda interesarle y quiera saber de qué va el asunto, en la sección relatos hay varios basados en el mundo en el que basaré el libro; Heroes di Palo. Normalmente tienen una cabecera que indica que pertenecen a ese mundo.

En cualquier caso, aquí pongo el prólogo:

 

Discworld_gods

Introducción

Érase una vez, unas Entidades Cósmicas Mucho-Poderosas que crearon un mundo para su diversión. Un mundo en el que los dioses no eran más que mozos de pista, diseñadores, guionistas y tramoyistas creados única y exclusivamente para recrear el esparcimiento de esas Entidades.  Un mundo en el que lo que la gente conoce como realidad, leyes naturales, físicas y mágicas son recreaciones hechas y controladas por esas mismas Entidades y divinidades, y cuya estabilidad o cambio depende del capricho de ellas mismas. Érase una vez, que las vidas de los mortales no tenían más valor que el del espectáculo que dieran, ya sea como piezas de juego de tablero, personajes de telenovelas o incluso de juegos en primera persona. Érase un mundo, en una realidad muy, muy lejana, en su propia línea temporal, con grandes diferencias culturales y tecnológicas entre países para ofrecer variedad a las Entidades.

Érase una vez, el mundo de Héroes di Palo.

Esto que tienes en tus manos (a no ser que puedas sujetarlo con los pies u otra parte de tu cuerpo, en lo cual no me voy a meter) son las crónicas de una serie de personajes. Desgraciadamente son una serie de personajes para nada recomendables, pero quizá precisamente por ello recurrieron a mí (cualquier otro escritor medianamente consagrado y con un cierto respeto por su carrera se habría negado a conservar sus hazañas).

Así que estos escritos son los únicos que existirán sobre unos personajes complicados de presentar. No eran precisamente héroes ya que no luchaban por un mundo mejor. Ni eran antihéroes, ya que tampoco castigaban a nadie de forma sucia. Eran unos vividores, unas almas descarriadas que lo único que pretendían era su propio beneficio en los mejores momentos, y salvar el pellejo en los peores; lo que pasara con el mundo, no era asunto suyo. Irónicamente, lejos de sus intenciones, hicieron más por el nuevo mundo de lo que realmente podían imaginarse.

Que nadie llegara a conocer el nombre de Tobías es una pena, porque, aunque no fuera un héroe, si que fue una persona digna de mencionar, ya que fue borrado de la historia, a la sombra de otros personajes y eventos que tomaron su relevo cuando este salió de escena. Tampoco se recuerda a Hornol o Volox ni a ninguno de los demás. Es lo que tiene no ser un Héroe o Heroína; que nadie te recuerda.

Así que he encontrado a bien hacerles caso a costa de mi propia reputación, la cual tardará en poder ser reparada después de esto, y rendirles un pequeño homenaje haciéndoles un recordatorio.

No obstante, por supuesto no puedo contar todo lo que les pasó y provocaron, y me limitaré a relatar algunas de sus anécdotas por un par de motivos, que espero comprendan.

El primero, porque hay momentos entre situaciones en los que no pasa nada realmente digno de mención, y prefiero saltarme las partes aburridas para ir directo a la miga.

Y el segundo, como ya he dicho, sólo sé lo que me han contado. Así que no puedo contar más de lo que sé. Los huecos, habrá que suponerlos (de hecho me he tomado la libertad de llenar ciertas partes con mi propia cosecha, a base de suposiciones. Al fin y al cabo, no un cronista, sino un artista, y como dijo uno de los personajes “No puedes confiar en los artistas; son todos unos mentirosos”).

Por otro lado, hay ciertas anécdotas que realmente no tuvieron nada que ver directamente con las andanzas de estos señores pero son, a mi juicio, como mínimo entretenidas, y me parece una lástima que se pierdan en el olvido también. Otras repercutieron de una u otra forma en la vida de nuestros personajes, y considero interesante relatarlas para entender mejor las situaciones que a consecuencia acaecieron. En cualquiera de los casos, pueden ser de interés para conocer mejor el mundo de aquellos tiempos y pueden ayudar a comprenderlo mejor. Las historias que no tienen nada que ver con la línea argumental de Tobías los he dispuesto al final, como una recopilación de Historias Insulsas, algunas sobre estos personajes, y otras sobre asuntos que no tienen nada que ver.

En lo referente a la credibilidad de estas historias, bueno, lo dejo a su criterio. ¿Qué puede esperarse de un puñado de delincuentes, ladrones y criminales sino mentiras y exageraciones? Añaden un poco aquí y quitan otro tanto de allá.

En cualquiera de los casos, confío en que al menos les entretengan. Porque como ejemplo, sólo sirven como ejemplo a no seguir.

” – Soy el Creador, del programa de televisión que llena de esperanza y felicidad a millones de personas

– ¿Y quién soy yo?

– El protagonista”

– The Truman Show (1998)

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: